Este pueblo del Valle de Tena (Huesca) no tiene ningún desperdicio para disfrutar de su entorno con tu moto, “condenado a desenvolverte” por bonitas y estrechas carreteras rodeado de frondosa vegetación y serpenteando entre elevadas montañas.